Viajar acompañado: consejos, ventajas y desventajas

Últimamente veo muchos blogs que hablan sobre viajar solo, sobre animarse, consejos para hacerlo y sobre la temida- pero deseada- introspección,  pero poco veo sobre cómo es viajar con un/a amigo/a durante más de un mes (como fue mi caso).

Y es entendible, porque viajar solo suena mucho más difícil que viajar acompañado…pero no siempre es así.

Por suerte, en mi experiencia personal, todo salió como lo esperaba, y hasta superó las expectativas. Pero creo que hay temas complicados a la hora de hacer un viaje con alguien (ya sea amigo, familia, pareja, etc): la etapa pre-viaje (organización) y la convivencia durante el viaje pueden traer problemas.

(Aunque, a pesar de lo difícil que puede ser la convivencia, también tiene muchas ventajas).

Acá vas a leer algunos tips, pros y contras de viajar con alguien (con una amiga, en mi experiencia personal):
  • Primero lo primero

Parecerá un tema menor, pero para mí, lo primordial es elegir bien a tu compañero/a de viaje. Conocerlo/a bien, tener confianza y si tenés una idea de cómo es convivir con él/ella, mejor.

Lo ideal es que sea un amig@ que sepas que disfrutás de su compañía, que pienses se van a llevar bien durante el viaje, y aguantarse mutuamente.

Desde ya que si antes de irte estás pensando que no te lo/a vas a fumar ni en pipa,  WARNING: andá buscando otr@… y si no encontrás otr@, VIAJÁ SOLO/A. 

Viajar con alguien puede convertirse en una desventaja si hay peleas constantes. Viajamos para disfrutar y pasarla bien, no para estresarnos.

20160303_111107

  • No se puede ser sociable las 24 horas del día 

Dependiendo cómo se mire, este ítem puede ser un pro de viajar solo y/o un contra de viajar acompañado (y un consejo también). Si sos una persona solitaria, viajar solo seguro es lo tuyo. 

Pero, si igual decidiste emprender un viaje con una amig@, es normal que haya días en que ya no quieras saber más nada.

Por eso es necesario que si necesitás estar sola, lo tomes con calma y te separes por un rato.

En mi caso -y creo que en todos los casos- fue de mutuo acuerdo que necesitábamos momentos de divague y de silencio. Aunque pocas veces nos separamos, irse a caminar un rato por separado o estar en el hostel cada una en la suya sin dirigirse la palabra también está bien.

No se puede ser sociable todo el tiempo.

20160301_173345_HDR.jpg

 

  • Ponerse de acuerdo

Este es otro ejemplo de por qué viajar acompañado no es sencillo. Es que cuando viajás solo tenés tus tiempos, decidís vos, elegís el rumbo del viaje, decidís dónde comer, qué visitar, qué hacer y qué no.

A la hora de planear un viaje en compañía, no siempre vas a coincidir en los lugares a los que quieren ir. Mientras yo quiero ir a París y Londres, la otra persona quiere ir a Roma y Madrid. Mientras quiero ir a tal museo y despertarme a las 8 am, el otro quiere ir a otro y despertarse más tarde, y así…

¿Entonces? Mi consejo: alguien tiene que ceder, un poco y un poco. La clave del éxito.

Ahora bien, si no hay acuerdo para elegir las ciudades, andá pensando en que quizás te estés por embarcar en un viaje con la persona equivocada… y reitero: mejor darte cuenta antes de empezar que cuando estés allá.

Volviendo a mi experiencia, nos pusimos de acuerdo muy rápido. Cuando te estás por ir sola con tu mejor amiga de viaje a los 18 años y es la primera vez que te vas a Europa… no le das muchas vueltas al asunto. Todo te parece genial e increible. Y sabés que cada lugar que conozcas va a ser lindo. 

  • Alguien dijo fotógrafo personal?

Esta sí sin dudas es una gran ventaja de irte con alguien: fotos por doquier, podes pedir todas las que quieras, donde quieras (eso si no te manda a la mierda en ningún momento).

Pero.. es un ida y vuelta. Vos también te convertís en fotógrafo personal de la otra persona, y aunque es divertido, llega un punto en que se terminan rompiendo las bolas mutuamente.

Después está el otro tema…Suele pasar que por alguna razón, la foto que le sacás vos a tu amig@ es hermosa y perfecta. Pero la que te saca a vos parece un chiste de mal gusto: justo miraste para otro lado o 5 chinos se colaron en la foto.

20160229_115752_HDR.jpg

Foto fallida (bastante bien igual)

 

  • Diversión garantizada:

Seguimos con las ventajas: superados los obstáculos que nombré más arriba, viajar con una amiga es sinónimo de pasarla bien. De diversión full time.

Comer porquerías todo el tiempo, salir de noche, ir a comprar ropa, charlar y charlar, reirse, perderse por la ciudad…Sí, sola también es divertido viajar, pero ir con tu mejor amiga no tiene precio (bueno sí tiene, pero te das cuenta cuando mirás la billetera al final del viaje).

Por supuesto que hay momentos en que cada una está en su mundo, pero al final, siempre resulta mejor saber que contás con tu amiga durante todo el trayecto.

 

 

 

“Tener un amigo durante el viaje es tener una parte de tu vida y de tu país sin importar el lugar del mundo en que te encuentres”

  • Apoyo emocional:

Aunque suene cursi, después de estar más de un mes afuera de casa viajando por el mundo, creo que es lindo tener alguien a quien contarle tus cosas, alguien que sepas que te va a ayudar y va a estar para lo que necesites durante ese tiempo lejos de tu ciudad. Hablar absolutamente de todo (desde que extrañas tu casa, hasta que te estás haciendo encima y necesitas un baño). Tener un amigo durante el viaje es tener una parte de tu vida y de tu país sin importar el lugar del mundo en que te encuentres.

20160204_110624_HDR

 

  • La mejor parte:

Por último, la ventaja más valiosa de todas.

Con mi amiga siempre decimos: “Si viajas con una amiga pueden pasar 2 cosas: o te peleás y se va cada una por separado, o te llevás re bien y volvés siendo más amiga que antes”. 

Y por suerte nos pasó lo segundo.

Sé que es muy común pelearse, por eso sé también que viajar de a 2 fue la mejor opción. Creo que cuanto más grande el grupo, más peleas.

No es maldad: es muy difícil ponerse de acuerdo entre 3 o más personas, simplemente por que cada uno quiere hacer lo que se le canta, y está muy bien, pero querido/a lo hubieras pensado antes de organizar un viaje de a 8.

Para mí, lo mejor de viajar con tu mejor amiga es que vas a tener con quien compartir las anécdotas por el resto de tu vida.

Al día de hoy, años después, literalmente no hay un día que nos juntemos y no hablemos del viaje. Es algo inevitable, que te marca para siempre, te une y reafirma la amistad.

20160208_103125.jpg

No sé ustedes, pero yo ya estoy planeando otro viaje así!

Por supuesto que viajar solo también tiene sus pros (algunos los nombré, pero hay muchos más) y es algo totalmente distinto. Pero todo depende de las circunstancias. No es lo mismo tener 18 que tener 20ypico, 30, 40, 50 o la edad que sea. No es lo mismo si es el primer viaje solo que si ya lo hiciste en otra ocasión… En fin…


Qué opinan? Ustedes prefieren viajar solos o acompañados? Bienvenidos los comentarios! 

…Pronto más tips…

 

2 comentarios en “Viajar acompañado: consejos, ventajas y desventajas

  1. Carolina Romanella dijo:

    para mi es primordial tener reglas claras. Mi último viaje largo fue con una amiga, y aunque si hubieron diferencias, teníamos en claro que era un viaje único y no lo ibamos a arruinar por nada del mundo. Hay personas con las que se puede hablar, o seguir adelante como si nada hubiese pasado.

    buen post!
    saludos

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s